¿Ve todos esos idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérate más sobre Traducciones Lingua  »

Kenia: Querido Kofi Annan…

Kofi Annan es un indiscutible mediador y pacificador. Cuando los líderes de los partidos en Kenia comenzaron a esconderse detrás de la Constitución para salirse de las conversaciones, Annan declaró que la Constitución no sería usada para negarles la paz a los kenianos.

Sí, hubo acuerdo con la discutible declaración del Primer Ministro, pero los radicales han tomado sus posiciones y ninguno quiere comprometerse. A Annan lo amenazaron con renunciar, y se han suspendido las conversaciones hasta que el presidente Mwai Kibaki y su competidor Raila Odinga se reúnan y suavicen las posiciones.

Tras recibir las amenazas de renuncia, wheremadnessresides decidió escribirle una carta a Annan: 

“Querido Kofi Annan:

Hay un rumor de estás pensando salir de Kenia. De que estás harto de nuestros líderes y su locura. De que estás hasta la coronilla de todos estos disparates.

Ciertamente puedo entender que sientas una gran tentación. Pero por favor, por favor, no lo hagas. Dejar Kenia, quiero decir. De todas maneras no puedes. Lo prometiste, ¿recuerdas?

El viernes pasado miraste a través de la cámara y directamente a mí dijiste que no te ibas a ninguna parte hasta que se llegue a una exhaustiva solución. Dijiste que cualquiera que pensara que podía frustrar tus planes y que te irías, estaba engañado.
¿Recuerdas eso?”

Kumekucha piensa que la solución de Kenia radica en compartir el poder:

Para conseguir la normalidad en Kenia, Annan y la comunidad internacional están de acuerdo con el ODM (Movimiento Democrático Anaranjado, por sus siglas en inglés) en su búsqueda de que surja un inmediato acuerdo político de las discutidas elecciones de diciembre 2007 antes que negociaciones y acuerdos más profundos puedan alcanzarse en el tema de la revisión de la constitución. Ese acuerdo político inmediato es: COMPARTIR EL PODER.

…. Un acuerdo de compartir el poder ha sido inminente las últimas dos semanas, pero parece que el antagonista no puede llegar a un acuerdo en cuanto al alcance de los poderes de la propuesta oficina del Primer Ministro. El ODM ha anunciado que no aceptará nada menos de un primer ministro ejecutivo y que cualquier acuerdo que se adopte, debe estar afianzado en la constitución.

Kenya Imagine ha publicado un extenso post, con la receta para un cambio constitucional y de compartir del poder. El artículo es muy detallado, da perspectivas históricas y hace una comparación con la política norteamericana y cómo han manejado ellos estos temas:

La amenaza de violencia funciona de extrañas maneras, asombra cómo actúa. Asumiendo que el ODM no va a usar un balaclava y a entrar a la sala de reuniones del gobierno con una escopeta, les propongo que se les haga algunas excepciones, como sigue: Primero, el presidente debe permitir al ODM nominar a su propia gente al gobierno. Si quieren nominar a Raila Odinga, William Ole Ntimama o William Ruto, está bien. Los ministros designados deben estar sujetos a algún tipo de doctrina que imponga la responsabilidad colectiva de prevenir la impunidad que hubo cuando algunos miembros del ODM se unieron al último gobierno.

Y además de no consentir ilegalidades, deben apoyar al gobierno de modo funcional y visible. También deben estar sujetos a un periodo de prueba como cualquier otra persona. Puesto que ya han sido tomados algunos puestos en el gabinete, al ODM debe permitírsele nombrar a los gerentes generales y presidentes de Directorio de algunas empresas estatales, sujetos a las calificaciones de dichos postulantes. Una vez designados, deben estar sujetos a periodos de prueba una vez en el cargo. ODM se ha quejado de marginación. La designación de gerentes generales es distribuir recursos, en favor del interés nacional.

Kenyan Pundit ha pronosticado que la parodia de conversaciones no tiene intención de ir lejos y que los kenianos tienen la opción de luchar por su destino entre los dos líderes:

Cada vez parece más que mis peores miedos se confirman, y que las conversaciones de mediación de Annan se convertirán en un largo camino a ninguna parte.

Frustrados como estamos, creo que es importante para nosotros como kenianos seguir buscando la manera de pelear el futuro de nuestro país de estos dos individuos hambrientos de poder. Puedes actuar tu parte haciendo lo que puedas para apoyar las iniciativas de construcción de paz y los esfuerzos de ayuda que he enumerado más abajo. Estos esfuerzos son más tangibles que firmar peticiones, usar bandas, etc.

Demostremos que hay una mejor manera de hacer las cosas y que a diferencia de nuestros líderes, nosotros como kenianos estamos dispuestos a hacer el necesario trabajo DURO para reconstruir nuestro país… hablar es económico. También los animo a difundir ampliamente esta lista, especialmente a la gente en Kenia que está en posición de hacer algo pero que no necesariamente acceda a mi blog… algunas de estas iniciativas simplemente necesitan una muestra de apoyo.

Mwananchi Mkenya se ha tomado las cosas seriamente y ahora evalúa el concepto de democracia dentro del partido y se pregunta si la democracia se está viendo recortada:

Puesto que nunca antes el Partido de Unidad Nacional (PNU por sus siglas en inglés), y ahora ODM-K, me ofrecieron esperanza, sigo luchando con mi relación con ODM. De un lado están haciendo asombrosas contribuciones a la democracia en el país. El PNU necesita oponentes fuertes y ser desafiado en su basura. Han demostrado tener asombrosa resolución en enfrentarse a oligarcas del PNU, han construido una realmente impresionante maquinaria nacional, y han dado a los kenianos el espacio que tanto necesitaban para articular su necesidad de democracia real.

Pero de otro lado, el ODM está recortando seriamente el futuro de la democracia en el país. Mis frustraciones con ellos no están en trabajar lo suficientemente duro como para evitar apuntar a un grupo étnico. En mi opinión, el ODM ha estado muy cómodo formulando los asuntos como de etnicidad y no como de clase.

Al considerar los sucesos en Kenia, Ken Opalo siente que la clase política ha defraudado a África:

La clase política le ha fallado a África. La clase política le ha fallado a Kenia. La clase política me ha fallado a mí, personalmente. ¿Por qué no hemos producido más Mandelas y menos Mobutus? ¿Por qué insistimos en producir por montones líderes que no tienen ninguna idea sobre de qué se trata el liderazgo? ¿Líderes que están con ganas de hacer todo lo que puedan para mejorar la situación de los africanos? ¿Cuándo sabrán que la política nunca debe ser un fin en sí misma? ¿Que la competencia política es el medio de un fin y que la política debe usarse para servir al interés del pueblo africano y no para enriquecer a unas cuantas personas?

Como lo puso Achebe a comienzos de los años 80 [reemplazado Nigeria con África]. El problema con África es simple y llanamente un fracaso en el liderazgo. Básicamente, no hay nada malo con el carácter africano. No hay nada malo con la tierra o el clima africanas, ni con el agua ni el aire ni ninguna otra cosa. El problema africano es la falta de voluntad o incapacidad de sus líderes de ponerse a la altura de la responsabilidad, del desafío del ejemplo personal, que son los sellos distintivos del verdadero liderazgo.

Considerando la influencia regional e internacional, Morgan escribe acerca de la amenaza de EEUU de intervenir así como de acciones tomadas por líderes regionales cuyos países dependen parcialmente de Kenia para su prosperidad económica:

Cuanto más larga sea la situación entonces los problemas no solamente podrán escalar sino también expandirse. Ha habido persistentes reportes de tropas ugandesas a lo largo de la frontera con Kenia con un ojo cautelosamente puesto en su vecino. El 25% del PBI de Uganda se mueve a través de Kenia. Rwanda tiene casi el mismo número y en cuanto a Burundi alcanza el 33%. Así que no son solamente los kenianos los que sufren.
Durante varios años EEUU ha alabado a Kenia por ser un bastión de estabilidad en la región en la que luchar parece ser un norma cotidiana. Las tensiones en el Cuerno de África están alzándose otra vez. Somalia sigue en perpetuo estado de anarquía también. Así que hubo considerable placer cuando Kenia tuvo un pacífico cambio de gobierno hace varios años.

Inicie la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.