¿Ves todos los idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérate más sobre Traducciones Lingua  »

Japón: El idioma japonés en la era del inglés

La Caída del Idioma Japonés en la Era del Inglés [ja], el más reciente libro de la novelista y ensayista japonés Minae Mizumura [水村美苗] [ing], despertó recientemente un debate entre muchos bloggers japoneses sobre el destino de su idioma nacional. En este libro, la escritora, quien tuvo la oportunidad de dar y recibir educación tanto en Japón como en Estados Unidos, examina el rol y futuro del idioma japonés. Mizumura contextualiza su discusión de este idioma, utilizado por siglos por muchos literatos e intelectuales para producir trabajos de gran valor literario, en una era moderna en la que el inglés está invadiendo todos los campos del conocimiento, al punto de convertirse en un idioma escrito universal utilizado por todos en el mundo para comunicarse.

El primer blogger que escribió acerca del libro en términos entusiastas fue Mochio Umeda, quien expresa su esperanza que el trabajo se vuelva la base para cualquier debate futuro de la relación entre el inglés y el japonés. En su blog My Life Between Silicon Valley and Japan [Mi vida entre Silicon Valley y Japón], Umeda-san escribe:

Todo japonés debería leer este libro ahora. Tal vez “todos” es una exageración, pero lo que quiero decir es que todos los que deseen producir algo intelectual, todo estudiante de secundaria, preparatoria, universitario y de postgrado (sin importar su especialización), y también para la gente que esté pensando en expresar sus pensamientos en el futuro a través del uso del lenguaje, y finalmente la gente involucrada con la educación y los adultos con hijos. Esta gente definitivamente debería leerlo [este libro].

[Resumiendo este libro] en una palabra, [la idea es que] de ahora en adelante, estaremos viviendo en el “siglo del inglés”, no sólo limitado para el uso del inglés en los negocios. Mizumura proclama que viviremos en una era en el que el idioma inglés, como el latín fue en el pasado, se convertirá en el “idioma universal” utilizado para almacenar y mantener la sabiduría de la humanidad en la forma de un “lenguaje escrito”. Este libro también continúa en [la discusión de] ideas con respecto al futuro de otros idiomas aparte del inglés en esta era, así como el futuro del idioma japonés, y del pueblo japonés, y trata sobre el significado de Internet desde el punto de vista de los idiomas, así como la condición de la enseñanza del idioma japonés y la enseñanza del inglés.

Como seguidora de Sôseki [Natsume Sôseki, uno de los novelistas japoneses más influyentes de la era moderna] desde que era niña, Mizumura, quien hizo su debut con Zoku Meian (続明暗) [lit. “Lightness and Darkness Continued ” [La Luz y la Oscuridad, Continuación]; “Lightness and Darkness” [ing] [La Luz y la Oscuridad] están entre los trabajos no culminados de Sôseki], surge la siguiente pregunta: “Si hoy, 7 de Noviembre del 2008, nace un niño japonés con el mismo talento innato de Sôseki, ¿escribiría este niño en japonés una vez que sea intelectualmente maduro? ¿No escribiría de forma natural en inglés?” Si esto es dejado sin atención, entonces aunque el japonés pueda permanecer como un “lenguaje hablado”, ¿no perderá el resplandor típico de los “lenguajes escritos” utilizados para grabar el conocimiento [humano]? Todos reconocen que el “siglo del inglés” es en este sentido una era violenta, y debemos como tal pensar cuidadosamente acerca de lo que deberíamos hacer [en esta situación].

En desacuerdo con la autora del ensayo, el blogger id:fromdusktildawn atribuye la caída del idioma japonés a la pobreza de los contenidos que han sido transmitidos en los últimos años en japonés, especialmente por los medios masivos. Él, además, subraya que más que estudiar literatura japonesa, seria útil si se estudiara la economía japonesa, con el fin de lograr un conocimiento básico necesario para adquirir conciencia política:

Desde ahora y en el futuro, en todo el mundo, todo el conocimiento valioso será producido en inglés, circulará en inglés. La difusión de Internet ha aumentado vertiginosamente esta tendencia.

Parecería que en todo el mundo, la gente intelectualmente influyente leerá, escribirá y debatirá en inglés, en lugar de usar su lengua materna, y de esta forma crearán resultados científicos, cultura, productos y servicios de gran valor.

En las áreas donde se habla japonés, el nivel de discusión se ha deteriorado al punto donde presentadores de tercera clase aparecen en shows de TV con sus actitudes frívolas y ridículas, las revistas tratan los chismes acerca de la vida sexual de atletas y actores como asuntos de gran importancia, y las amenazas en línea inundan la web con comentarios fuera de lugar que no tienen ningún rastro de razonamiento intelectual. Mientras, la calidad intelectual de los libros en las bibliotecas, los artículos en la red y todo lo escrito en japonés se está volviendo cada vez peor, en contraste a las producciones en inglés que parecerían estar volviéndose cada vez más ricas, llenas de energía y vitalidad intelectual.

[…]

La escritora [Minae Mizumura], una admiradora de la literatura moderna japonesa, realiza la siguiente afirmación:

Para lograr evitar el declive del idioma japonés como “idioma nacional”, el número de horas de lecciones de japonés en las escuelas debería ser incrementado, todos los estudiantes deberían continuar leyendo textos de la literatura moderna japonesa, y los trabajos en clases del idioma japonés deberían ser tratados como el objetivo central.

[…]

La gente de verdad no existe para el bien de la literatura, en realidad es la literatura la que existe para enriquecer las vidas de la gente de verdad. Siempre que los individuos brillen en sus propias vidas, el hecho que la literatura japonesa perezca no es un problema.

En primer lugar, muchos ciudadanos japoneses hoy en día ni siquiera tienen el mínimo nivel de conocimiento [requerido] como electores. No hay duda que carecen de la capacidad básica para juzgar por cuál político votar para lograr mejorar sus propias vidas. Para adquirir el conocimiento necesario para saber por quien votar para lograr mejorar sus vidas, es cientos de veces más efectivo leer libros acerca de economía moderna que leer a Natsume Sôseki o a Akutagawa Ryûnosuke [es].

Otro blogger, id:repon, está en desacuerdo con Mochio Umeda (el primer blogger presentado en este artículo), explicando que no siente el mismo sentido de crisis acerca del idioma japonés reportado por Umeda-san y también descrito por [ja] el blogger Dan Kogai:

Cuando los bloggers umedamochio y dankogai dicen que sienten que el “japonés está en peligro” o [que sienten] “un sentido de crisis”, no entiendo a lo que se refieren.

El inglés es una herramienta, el japonés es nuestro “idioma nacional”. Tan simple como eso.

Esta no es una crisis. Y el inglés no se convertirá en el “idioma nacional”.

Benedict Anderson en “Comunidades Imaginadas” dice que “[El concepto de] Nación es una comunidad política imaginada dibujada en el corazón de alguien como imagen”. El concepto de “nación” ha sido creado en la era moderna y lo que apoya ese concepto es el [concepto de] “idioma nacional”, creado como lenguaje común. Un “idioma nacional” no desaparece tan fácilmente.

Y la globalización, en lugar de simplemente destruir naciones, pueblos o religiones, parecería que de hecho las fortalece.

El blogger id:essa (Taku Nakajima) está de acuerdo con id:repon en la creencia que el idioma japonés, si estuviese enfrentando una crisis, sería contra una fuerza centrípeta que trabaja para convertir al idioma en un símbolo nacional:

De hecho, la fuerza de un pueblo o de una religión adquiere poder cuando se encuentra en una situación donde debe resistir la globalización. Sin embargo, pienso que tenemos que ver si ese poder está funcionando en dirección al desmantelamiento de la nación. En todos los países, los estados nacionales están siendo apartados desde adentro y desde afuera, a punto de ser destruidos.

[…]

Japón es un país que, desde la era Meiji, luego que tuvo conocimiento de la existencia de los extranjeros, ha sido creado artificialmente, y es un país diferente desde el Japón de la era pre-Edo. Natsume Sôseki vivió en un país, el Japón moderno, que había sido creado recientemente cuando él nació, y dedicó toda su vida a pensar qué idioma sería el más apropiado [para esta nación].

Así que si este Japón, que surgió como una nación moderna de la Rastauración Meiji, fuese a desaparecer, no puedo imaginar lo que vendría luego. Dado que no puedo imaginar esto, entonces no me parece real, pero sí creo que Japón, como nación, está de hecho desapareciendo y que el singular idioma del que Sôseki es un símbolo perecerá con él.

Por esta razón, pienso que “Atashi kanojo” [lit. “Yo, la novia”, un popular keitai shosetsu] es simbólica. Utiliza diferentes lenguajes desde el utilizado por Natsume Sôseki, pero siento que de alguna forma puede ser enlazado a “Makura no Soshi” [ing] [“El Libro de Almohada” una obra maestra japonesa escrita en el último período del 10º siglo por una cortesana].

Inicie la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.