Sri Lanka: Informe de comité de la ONU causa enorme revuelo

Un comité de las Naciones Unidas (ONU) encabezado por el ex Fiscal General de Indonesia, Marzuki Darusman, ha presentado un informe [en] al Secretario General de dicho organismo, Ban Ki-Moon, que contiene pruebas fehacientes de que el ejército de Sri Lanka ha bombardeado a civiles asentados en la zona libre de fuego y ha procurado reprimir todo tipo de críticas mediante el uso excesivo de violencia durante la guerra contra el grupo terrorista de los Tigres de Liberación del Eelam Tamil (LTTE) en 2009.

El sábado, 16 de abril del 2012, se filtró el informe por primera vez a través del diario esrilanqués The Island [en]. Según ha declarado [en] Groundviews,

la ONU lamentó profundamente la filtración del informe a los medios masivos. Asimismo, anunció la publicación de toda la documentación la semana siguiente junto con una reacción por parte del gobierno de Sri Lanka.

A continuación se muestran algunos de los fragmentos más destacados [en] del informe filtrado, según su publicación en el diario The Island:

Durante las etapas finales de la guerra, los bombardeos ejecutados por el Gobierno causaron la mayoría de víctimas civiles. […]

Varias fuentes fidedignas han estimado que el número de víctimas mortales entre la población civil podría haber alcanzado las 40 000.
Dos años después del final de la guerra, todavía no existen cifras fiables sobre la cantidad de bajas civiles. Sin embargo, multitud de fuentes de información afirman que, a estas alturas, no se puede descartar que la cifra haya sobrepasado los 40 000.

Tamiles y representantes políticos del Reino Unido se congregaron en la Plaza del Parlamento, Londres, para rememorar a los 40 000 tamiles asesinados en el año 2009 en Sri Lanka. Imagen: Melpressman, Copyright: Demotix (18/05/2010).

Tamiles y representantes políticos del Reino Unido se congregaron en la Plaza del Parlamento, en Londres, para conmemorar a los 40 000 tamiles asesinados en Sri Lanka en el 2009. Imagen: Melpressman, Copyright: Demotix (18/05/2010).

El informe también acusa a los LTTE de recrutar mediante la fuerza a ciudadanos de etnia tamil para luchar por su causa. Del mismo modo, asesinaron a otros tamiles que intentaron escapar durante la guerra, cuando el ejército esrilanqués los cercó en el norte del país.

Según informa [en] Pickled Politics, blog sobre la diáspora en el Sur de Asia,

la ONU no ha salido impune de las críticas del informe, que le reprochó el no haber sido capaz de “tomar las medidas correspondientes para proteger a la población civil”. El comité afirma que las cifras de víctimas recogidas por las Naciones Unidas deberían haberse hecho públicas por aquel entonces.

El blog opina que

sacar a la luz el número de víctimas no es suficiente. ¿Por qué se conformó el mundo con sentarse y mirar mientras desoía las peticiones de intervención procedentes de la población tamil en todo el planeta?

El gobierno de Sri Lanka ha condenado [en] el informe, de 196 páginas de extensión, por considerarlo erróneo y sesgado.

Rajiva Wijesinha, miembro del parlamento [en] por el Partido Liberal, escribe lo siguiente en su blog [en]:

No nos esperábamos en absoluto este particular ataque hacia nosotros.

Mediante un análisis exhaustivo, Rajiva pone en duda el número de víctimas de los bombardeos citadas en un primer momento por Chris du Toit, funcionario de seguridad de la ONU, a quien acusa de intentar fundamentar acusaciones contra Sri Lanka. Prosigue [en] con las siguientes declaraciones:

Debo añadir también que existen extrañas discrepancias entre la versión de Du Pont presentada en el informe de la ONU, las denuncias publicadas a finales del 2009 en el informe del Departamento de Estado de los Estados Unidos, mucho más prudentes, y las acusaciones difundidas en la página web Tamil Net en el momento del supuesto ataque.

JDS informa [en] que el presidente de Sri Lanka, Mahinda Rajapaksa, dio un paso al frente con un llamamiento para que las concentraciones por el 1 de Mayo se convirtieran en una “muestra de fuerza” contra los descubrimientos del comité de la ONU. La ONU ha advertido a Sri Lanka [en] que debe proteger a su personal.

Ya el año pasado, Global Voices informó que Ban Ki Moon, Secretario General de la ONU, se había convertido en el centro de una protesta: Wimal Weerawansa, Ministro de Vivienda del país surasiático, comenzó una huelga de hambre a las puertas de la Oficina de las Naciones Unidas en Colombo para condenar la entonces recién establecida comisión de la ONU, que más adelante presentaría este informe. En esta ocasión, Ban Ki Moon tampoco se ha salvado de las críticas procedentes de webs esrilanquesas como, por ejemplo, Lanka Rising [en].

Wimal Weerawansa, lider del partido Frente Nacional de la Libertad (NFF) se puso en huelga de hambre para protestar contra la investigación sobre los crímenes de guerra llevada a cabo por la ONU. Imagen: Sanka Vidanagama, copyright: Demotix (09/07/2010).

Wimal Weerawansa, lider del partido Frente Nacional de la Libertad (NFF) comenzó una huelga de hambre para protestar contra la investigación sobre los crímenes de guerra llevada a cabo por la ONU. Imagen: Sanka Vidanagama, copyright: Demotix (09/07/2010).

Groundviews ha publicado [en] la respuesta de la Alianza Nacional Tamil [en] (TNA), según la cual el grupo recibió de buen agrado las recomendaciones realizadas por la comisión y manifestó su esperanza de que éstas se implementasen de verdad. Asimismo, sus miembros pidieron al gobierno de Sri Lanka que “se involucrase de forma constructiva en un proceso que podría conseguir que todas las etnias de Sri Lanka se beneficiaran de una verdadera democracia, igualitaria y justa.”

Sanjana Hattotuwa publicó [eng] en la plataforma Storify diversos comentarios sobre estos hechos originados en Twitter, y más de 6 000 personas participan en estos momentos en un debate en la página de Groundviews en Facebook [en].

Sanajana comenta [en] que

el año pasado ya se habló de un número similar de víctimas, pero el gobierno se limitó a mofarse de aquella cifra. Hoy en día, la diferencia radica en que es el propio informe de la Comisión de la ONU el que sugiere que la cifra exacta de muertos rondó los 40 000.

Ratmale opina [eng] en Serendipity sobre el furor causado por el informe que la comisión le ha entregado a Ban Ki Moon:

Volvemos a la misma historia, y este problema no verá su fin hasta que no se pongan manos a la obra personas con puntos de vista completamente opuestos en todo el país. […]

Para aquellos que piensan que Sri Lanka es un país solo de cingaleses: no puedo mantener una conversación racional con ellos. Para los que piensan que Sri Lanka es un país en el que tienen cabida razas y credos de todo tipo: es el momento de entrar en acción mediante una voz y una opinión UNIDAS. Por ello, es fundamental que prestemos atención a todos los reclamos del pueblo tamil, representado por la Alianza Nacional Tamil, para conseguir este propósito. Solo así podremos brindarle un futuro próspero y lleno de esperanza a todos los habitantes de la isla.

Creo que, si vamos a corroborarle al mundo que podemos dejar atrás este momento en la historia del país y seguir adelante, las víctimas necesitarán estar seguras de que el conflicto ha llegado a su fin. Sin embargo, este asunto aún no se ha abordado satisfactoriamente, y dudo mucho que el Gobierno se de prisa por hacerlo.

Inicia la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor, trata a los demás con respeto. No se aprobarán los comentarios que contengan ofensas, groserías y ataque personales.