¿Ve todos esos idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérate más sobre Traducciones Lingua  »

Escepticismo ante posible engaño a las autoridades para organizar concierto evocando la Revolución Cultural

During the concert's press conference, the organizers hold a banner which says: Sing the "main theme" out loud, construct the China dream. This photo was eventually deleted from Chinese state-owned Xinhua's site.

Durante la conferencia de prensa del concierto, los organizadores levantan un cartel que dice: Canten fuerte el “tema principal”, construyan el sueño de China. Esta foto fue luego borrada del sitio web de la estatal Xinhua.

Un reciente concierto de un grupo de chicas, 56 Flores, que incluía “canciones rojas” de la época del gobierno de Mao Zedong ha recibido una respuesta negativa en medios sociales y desde dentro del Partido Comunista Chino. ¿La razón?

La actuación tuvo lugar dos semanas antes del 50° aniversario de la Revolución Cultural de Mao y se interpretó como un peligroso resurgimiento del culto a su personalidad que, en primer lugar, reforzó la sangrienta purga política.

Cuatro días después del concierto rojo, cuando las críticas llegaban, dos de las organizaciones involucradas anunciaron que las habían engañado para que dieran su apoyo a la actuación, y dejaron a los chinos preguntándose si las autoridades estaban tratando de tapar su pobre opinión a posteriori o si realmente eran tan inocentes.

El espectáculo de las 56 Flores, el 2 de mayo en el Gran Salón del Pueblo, una importante plaza política, se inició con la famosa canción roja “Navegar en los mares depende del timonel”, que fue escrita en 1964 y se volvió muy popular entre los guardias rojos durante la Revolución Cultural.

Las mujeres actuaron teniendo de telón de fondo propaganda de esa época –afiches políticos donde destacaba Lei Fung, soldado que a menudo aparecía en la propaganda de la era de Mao, y Mao retratado como un rojo, así como el lema “Pueblos del mundo, únanse y derroten a los agresores estadounidenses y todos sus lacayos”.

El legado de Mao en China es complejo. El revolucionario, que se desempeñó como presidente del Partido Comunista Chino, desde 1949 hasta su muerte en 1976, es considerado el padre fundador de la República Popular de China. Sin embargo, en 1981, los funcionarios del partido declararon su Revolución Cultural como el “más severo revés” que el país ha atravesado desde su fundación.

Algunos temen que su estilo autoritario haya resurgido en el actual presidente chino, Xi Jinping, quien ha realizado ambiciosas acciones para consolidar su liderazgo dentro del partido y el ejército. La esposa de Xi, Peng Liyuan, es cantante, y una de sus canciones, “En los campos de esperanza” de 1980, resultó ser el título del controvertido concierto de 56 Flores.

Con el aumento de las críticas, los auspiciadores del concierto, la Ópera Nacional de China y el Teatro de Baile Dramático, emitieron un comunicado el 6 de mayo según el cual los habían malinformado diciendo que el concierto tenía el respaldo de la “Oficina para la Promoción de los Valores Centrales del Socialismo según el Departamento Central de Propaganda”, que no existe. Otros auspiciadores del concierto eran el Centro de Intercambio Cultural Internacional de China y Futura Estrella de China, concurso de canto organizado por la Liga Juvenil Comunista de China.

El Comité Cultural del Distrito Occidental de Pekín, órgano del partido que estaba a cargo de emitir el programa del concierto, también condenó que se agregara al mencionado inexistente coorganizador. Ni el teatro ni el comité especificaron quién fue el responsable de incluir al ente falso como auspiciador.

El concierto recibió cobertura total en medios fuera de línea afiliados al partido y varios funcionarios del Departamento Central de Propaganda dieron discursos en el escenario antes de la actuación, aunque algunos teorizaron que la explicación del engaño encubría el rol del Departamento Central de Propaganda en la organización del concierto.

El comentarista política Qiao Mu sostuvo que, sin el respaldo de importantes funcionarios, el concierto nunca se hubiera llevado a cabo y que la declaración se hizo para distraer la atención del público:

出席人员在开场时有中宣部几个司局长致辞亮相,启动什么学习平台、惠民工程,能说没有官方参与吗?演出场地在最具政治象征意义的人民大会堂,这不仅是花钱承租、高价卖票的问题,[…]像这样的政治演出,从选题到场地,没有上级相当部门的同意和默认,是不会进入下级部门的审批放行的。

En el inicio del concierto, varios jefes de departamento de la Oficina Central de Propaganda dieron discursos que sostenían que lanzarían plataforma de educación para servir al público. ¿Y esto no es oficial? El concierto se llevó a cabo en el Gran Salón del Pueblo, el arrendamiento y los boletos no son la principal preocupación del recinto. […] Para este tipo de actuación política, sin la aprobación de altas autoridades el concierto no se hubiera hecho con ese tema ni se hubera actuado en ese recinto. Y la solicitud no hubiera sido aprobada por autoridades de menor rango.

可以想来的理由是,要么是高层授意、同意这样的演出,以体现一直宣传的向核心看齐意识。要么是下面为了逢迎效忠高层,主动表态称颂。也可能上下都有意思,双方一拍即合。

只是没想到时代不同。文革重现、个人崇拜,不光民众反感,体制内也有力量强烈不满。而且彻底否定文革、反对个人崇拜毕竟明确写进党的决议文件和政治生活准则,在这种情况下只好找理由低调处理,消除影响。

Podríamos deducir que la actuación tuvo la aprobación de las más altas autoridades para defender la idea de unidad al interior del núcleo [dirigencia], o que la iniciativa se tomó desde abajo para mostrar su lealtad. También es probable que ambas partes hayan trabajado juntas de manera natural.

Pero no lograron ver que el tiempo ha pasado. La gente reaccionó contra el resurgimiento de la Revolución Cultural y el culto a la personalidad. Incluso dentro del partido, algunos han hablado en contra. Además, la acusación de la Revolución Cultural y el culto a la personalidad fue adoptada como resolución del partido y aparece en la guía [de los miembros del partido] para la vida política. En respuesta a la situación, [los responsables] solamente crearon una excusa para enfriar las cosas.

‘Este concierto de canción roja debió haber sido aprobado por el gobierno’

El mánager de 56 Flores, Chen Guang, respondió a la controversia destacando que no había participado en ningún fraude ni había malinformado a nadie.

El grupo pop compuesto por mujeres se lanzó en mayo de 2015 con gran fanfarria en China. El nombre de la banda viene de una canción patriótica llamada “Amo a mi China”, en donde 56 flores representaban 56 grupos étnicos en China. La misión de la banda se alínea con el deseo del presidente Xi para que los chinos “propongan energía positiva integrando patriotismo con cultura popular”.

Importantes agencias de medios afiliadas al estado publicaron informes destacados después del concierto, elogiando su éxito. Citando a la Ópera Nacional de China y el Teatro de Danza Dramática, Xinhua News escribió en su reseña del concierto (una copia de respaldo de la publicación, que ya ha sido borrada, está disponible en China Digital Times):

这次红歌颂党的演唱会是一次主旋律艺术推陈出新的成功尝试和检阅,是在习近平总书记号召下广大文艺工作者要高扬社会主义核心价值观的旗帜,把社会主义核心价值观生动活泼、活灵活现地体现在文艺创作中的具体践行。

Este concierto de canciones rojas de elogio al partido es un repaso innovador del “tema principal” de arte, en línea con lo que el Secretario Jefe del Partido, Xi Jinping, nos dijo –que los artistas deberían sostener en alto la bandera de los valores socialistas centrales. Debemos reflejar nuestros valores socialistas centrales en el arte de maneras vivaces y vívidas.

Después de que se dieron a conocer las declaraciones de la organización de las dos partes, todas las reseñas de halago de los medios fueron retiradas. Como China tiene un estricto régimen de censura, esto hace que la intriga aumente: ¿qué autoridades dieron luz verde a la actuación?

En la popular plataforma de medios sociales Weibo, Chang Honghai está entre los cibernautas chinos que hacen esa pregunta:

“56朵花红歌演唱会“不经中央有关部门批准,不可能在大会堂演出的。[…]节目正式演出前要经政府有关部门审查通过才能正式上演的,这是文化制度。所以这个红歌演唱歌的演出是政府支持批准的。具体是什么人或哪些人支持这个红歌演唱会?请你来猜一猜:人民大会堂主任,中央宣传部长,文化部部长,中国演出公司经理?

Es imposible que 56 Flores actúe en el Gran Salón del Pueblo sin autorización previa de las autoridades centrales […]. Los preparativos deben estar aprobados, este es un sistema cultural preexistente. Lo que significa que el concierto de canción roja tuvo que tener la aprobación del gobierno. Pero ¿quíén exactamente apoyó este concierto de canción roja? Por qué no adivinan: ¿el gerente del Gran Salón? ¿El jefe de Propaganda Central? ¿El jefe del Ministerio de Cultura? ¿El gerente de la Asociación de Artes Escénicas de China?

Ya fuera una estafa o el encubrimiento de una decisión que resultó contraproducente, la situación no se refleja amablemente en el estado chino. Si los organizadores del concierto realmente fueron engañados, ¿cómo es que los medios de comunicación, que están bajo la dirigencia del partido, no conocían el hecho de que uno de los principales organizadores era una organización partidaria falsa? El hecho de que alguien fuera capaz de engañar a autoridades también dice algo sobre China de hoy –y no es bueno.

Inicie la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.