¿Ves todos los idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérate más sobre Traducciones Lingua  »

Revelación afecta explicación del presidente de Trinidad y Tobago sobre el subsidio de vivienda

Rhoda Bharath, showing netizens the stack of documents relating to the alleged misconduct in public office on the part of Trinidad and Tobago's president. Screenshot taken from Bharath's Facebook Live session of January 1, 2017.

Rhoda Bharath, mostrando la pila de documentos relacionada a la supuesta conducta impropia en el cargo por parte del presidente de Trinidad y Tobago. Captura de pantalla tomada de la sesión Facebook Live de Bharath del 01 de enero del 2017.

Rhoda Bharath, la profesora universitaria que tiene como misión llegar al fondo de un controversial subsidio de vivienda concedido al presidente del país, inició el 2017 publicando un video en Facebook Live actualizando a los internautas sobre los últimos acontecimientos.

Aunque hay varios aspectos en el argumento de Bharath de por qué el presidente de Trinidad y Tobago, Anthony Carmona, debe ser investigado por presuntas irregularidades, ell se ha enfocado en la cuestión del subsidio de vivienda porque cree que hay un “argumento sólido” ahí. Carmona recibió 28,000 dólares de Trinidad y Tobago (aproximadamente 4,180 dólares estadounidenses) al mes, desde julio del 2013 hasta mayo del 2015, mientras vivía en viviendas estatales. Todas las normas del asunto indican claramente que un presidente puede ser el destinatario de un alojamiento estatal o de un subsidio de vivienda para darle un hospedaje adecuado, pero no de ambos.

Al revisar los documentos, un experimentado abogado británico advirtió que había motivos para una investigación criminal por mala conducta en cargos públicos por parte del presidente, su secretario en ese momento y el entonces jefe de personal, pero la solicitud de Bharath de una investigación aún no ha sido reconocida por la policía. Su abogado, Justin Phelps, ha enviado correspondencia a dos jefes interinos de la policía en cuatro ocasiones desde la conferencia de prensa de Bharath, el 27 de octubre del 2016.

Sin embargo, el plan se complica. El 28 de setiembre del 2016, el presidente Carmona manifestó públicamente que había encomendado a una empresa consultora hacer un informe (cuyos resultados parecen apoyar la decisión de otorgarle la asignación de una vivienda), que la Comisión de Revisión de Sueldos (SRC) autorizó el pago basado en ese informe y que el informe en sí es presentado ante la Oficina del Auditor General.

La Comisión ha dejado en claro que “no ha estado involucrada en la presunta decisión” para otorgar el subsidio — una postura que contradice las afirmaciones del gobernador que el presidente y los miembros de la Comisión, a través del jefe del personal, decidieron que debido a las “condiciones deplorables” de la vivienda estatal que se le ofrecía, se le otorgaría el subsidio.

Asimismo, la Comisión insistió en que nunca vieron el informe del consultor que el presidente encargó supuestamente. De hecho, en una carta de fecha 9 de julio del 2013, el entonces jefe del personal aprobó un subsidio por 15,450 dólares de Trinidad y Tobago (aproximadamente 2,305 dólares estadounidenses) “solo durante el período en que [el presidente] ocupe dicho alojamiento provisional”, aunque “como un principio, cuando un titular de la oficina recibe alojamiento por el Estado, no se paga un subsidio de vivienda durante el período en que se le proporciona a él/ella dicho alojamiento”. Posteriormente, la cifra aumentó retroactivamente a 28,000 dólares al mes, pero ninguna correspondencia hasta la fecha hace referencia al informe de un consultor independiente.

Bharath dice que pidió una copia del informe de la oficina del auditor general, pero se le dijo que debido a que el tema está relacionado con el presidente, esa oficina está exenta de responder a preguntas bajo la Libertad de Información. Es una posición curiosa y Bharath cree que es un precedente peligroso. Mientras que la oficina está a cargo de supervisar el gasto en el servicio público, el auditor general es nombrado por el presidente.

El seguimiento de ese informe es un tema clave para Bharath, ya que manifiesta que su contenido y la fecha en que fue emitido son críticos para el país:

What is the date of the report, because if the [chief personnel officer] gave permission on July 9, was the report done before or after [Carmona] got the allowance? And, at this stage, because I feel I cannot trust you, Mr. President, how much did that report cost us? What were its parameters?

¿Cual es la fecha del informe, porque si el [jefe del personal] dio permiso el 09 de julio, quiere decir que el informe se hizo antes o después de que [Carmona] obtuviera el subsidio? Y, en esta etapa, porque siento que no puedo confiar en usted, señor Presidente, ¿cuánto nos costó ese informe? ¿cuales fueron sus parámetros?

Bharath sostiene que hasta la fecha, nadie con la autoridad para conceder el subsidio de vivienda del que ha hablado ha visto este informe y explicó lo que esto significa para los ciudadanos del país:

What the president did was remain in housing that was beneath his standards and put the money in his pocket. Six hundred thousand dollars that never gets taxed and gets put directly into his pocket. That is the kind of foolishness that we have going on here.

Lo que hizo el presidente fue quedarse en una vivienda que estaba por debajo de sus estándares y puso el dinero en su bolsillo. Seiscientos mil dólares que nunca se gravan y se ponen directamente en su bolsillo. Esa es la clase de atrocidad que tenemos aquí.

Mientras que hay algunos que intentan que el presidente rinda cuentas — el contable responsable de la casa del Presidente, la policía, todos ellos, según la opinión de Bharath, no están haciendo un esfuerzo para que la verdad salga a la luz. Hizo un llamado a la prensa y a los usuarios de las redes sociales para ejercer presión. También señaló que la sociedad civil e incluso el primer ministro del país, el doctor Keith Rowley, han permanecido en silencio, pero admitió que probablemente sería prematuro para Rowley comentar el asunto hasta que la policía realice una investigación:

So again I’m going to ask why is the [chief of police] not responding?

We have to take this seriously, Trinidad and Tobago — we cannot allow silence and apathy to take us over. […]

I think it is very important that [the president] remain accountable to us […] as the highest office holder in the land […]

We must insist that he be held to account because if he can get away with taking money that does not belong to him, then we have no right locking up people for petty crime.

¿Así que otra vez voy a preguntar por qué el jefe de la policía no responde?

Tenemos que tomar esto en serio, Trinidad y Tobago, no podemos permitir que el silencio y la apatía nos apodere. […]

Pienso que es muy importante que [el presidente] nos rinda cuenta  […] como el máximo titular de la oficina en el país  […]

Debemos insistir en que se le haga rendir cuentas porque si puede salir con dinero que no le pertenece, entonces no tenemos derecho a encerrar a la gente por delitos menores.

La Oficina del Presidente no ha hecho más comentarios al respecto.

Inicie la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.