¿Ves todos los idiomas que hay? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Lee más sobre Traducciones Lingua  »

Egipto: La internauta rumana Lavinia Dieac comparte su experiencia egipcia

Rumania y Egipto son dos paises distantes. Tienen muchas diferencias y similitudes a la vez, como el hecho de que ambos hicieron revoluciones en contra de la dictadura. La internauta rumana Lavinia Dieac, quien vive en El Cairo, nos cuenta más acerca de su vida en Egipto especialmente en los días de la revolución.

Lavinia in Giza Pyramids

Lavinia en las pirámides de Giza

Lavinia Dieac es una profesional de marketing digital que actualmente vive en El Cairo. Ha vivido en Egipto durante los dos últimos años. A Lavinia le gusta bloguear [en] y regularmente tuitea [en] acerca de su experiencia como una emigrante que vive en Egipto. Publicó también tres artículos en inglés en el periódico egipcio llamado Al Masry Al Youm [en].

Lo siguiente es mi entrevista con ella.

Hola, ¿podrías por favor contarnos más acerca de ti? ¿A qué te dedicas? ¿Hace cuánto tiempo vives en Egipto? ¿Acerca de quién escribes normalmente en el blog?

Hola Tarek, es un honor tener la oportunidad de esta entrevista, hola a todos. Vine a Egipto hace más de dos años por unas prácticas de tres a seis meses que llegaron a convertirse en un trabajo real desde entonces. Trabajo en marketing digital y paso la mayor parte de mi tiempo investigando la naturaleza humana y las diferencias culturales entre las personas que viven en esta parte del mundo y las personas que viven en el lugar de donde yo provengo. El blog nació con la voluntad de compartir experiencias, así que estoy tratando de escribir acerca de temas que influyen en mi manera de pensar o mi visión del mundo.

¿Has estado en diferentes lugares de Egipto? ¿Qué lugares te gustaron más?

He visitado el oasis de Siwa [en], el desierto Blanco y Negro, Abu Simbel, Luxor, Aswan [en], Dahab, Ras Abu Gallum, Alexandria, la Costa Norte [en], Sharm El Sheikh, Hurghada y naturalmente, los lugares turísticos de El Cairo y aún me falta mucho más por ver.
Estos lugares ofrecen diversos tipos de cosas (diferentes tipos de desiertos, oasis, templos, lugares históricos, snorkeling y buceo, relajantes paseos junto al mar, fiestas, platos frescos de pescado, campamentos en el desierto u hospedajes en hoteles lujosos beduinos o rusos) muy placenteras, pero las que más me gustaron fueron el desierto y el oasis (Siwa y el desierto Blanco y Negro). De hecho, es muy difícil no incluir también el Ras Abu Gallum [en].
Lo que más me gustó de ellos es que representan mucho más a Egipto y a su gente de ahora, y no son tan turísticos como el Sharm El Sheikh. Además, fue encantador acampar en el desierto durante la noche, dormir bajo el cielo claro y despejado, escuchar canciones beduinas, disfrutar de su comida, té e historias, hacer sandboard, bañarse en el frío oasis durante un día super caluroso y en una fuente termal en la noche, visitar el templo del  oráculo de Amun Ra, ver las formaciones blancas y escalar las montañas volcánicas, dar un paseo por la orilla del Mar Rojo en la sombra de las rocas del parque nacional de Ras Abu Gallum y luego hacer snorkel para ver los asombrosos corales.

Generalmente tuiteas acerca de las diferencias culturales que existen entre tu país y Egipto. ¿Podrías por favor hablarnos acerca de esas diferencias?

Podría ser una larga historia con muchos ejemplos acerca de las diferencias.
Para mí muchas veces la vida aqui está al revés comparando con lo que encuentro cuando regreso a casa: la manera en que la gente vive [en], trabaja, vende, camina por la calle, celebra, se viste [en], la relación que tienen con la religión, ¡sin mencionar la manera en que manejan! La relación que existen entre los hombres y mujeres ¡es muy diferente también!
Un momento muy bochornoso me sucedió durante mis primeros tres meses aquí. Antes de irme a Rumania de vacaciones, quería despedirme de mi colega más cercano en el trabajo mediante abrazos y besos, así como acostumbramos hacerlo en Rumania. Él se echó para atrás como diciendo “no-no”, lo cual me sorprendió y me avergonzé mucho. Inmediatamente recordé una historia similar que compartió conmigo otro extranjero y recordé que algunas personas limitan el contacto físico con personas del género opuesto, algunas de ellas solo durante el Ramadán. No pensé que esto ocurriría con mi colega. Supongo que lo que más me impresionó fue que nunca se sabe quién está abierto a este tipo de interacción y quién no. Este incidente hizo que decidiera por un tiempo dejar de estrecharle la mano a los hombres. La decisión no duró mucho ya que esto va en contra de mi comportamiento natural.
La segregación de género aquí [en] hace que todo sea muy diferente a como es en Rumania. La experiencia de caminar por las calles es muy diferente. Aparte de la falta de aceras y cruces de peatones, están las miradas [en] y el acoso. Generalmente me gusta mirar la cara de la gente en la calle, a veces sonreírles, pero aquí tengo que poner una expresión dura y caminar derecho [en], evitar mirar a la gente porque la mayor parte del tiempo me están observando, mirándome fijamente, comiéndome con la mirada o acosándome. Durante mis recientes vacaciones en Rumania estuve mirando a la gente en las calles pero nadie me miraba, era como si estuvieran pensando en sus propios asuntos. Es gracioso pero me sentí extraña ya que no provocaba más la “atención” que usualmente tengo aquí. Bromas aparte, se sintió bien en realidad.
La muestra pública de religiosidad es otra diferencia clave. En Rumania, la religión se encuentra oculta en alguna parte [en], no escuchas mucho acerca de ella; no la ves mucho a nuestro alrededor. Nunca me llamó la atención hasta que lo entendí estando aquí, donde pude observarla en todas partes, en todos los aspectos de la vida y con la mayoría de personas. Incluso está tan arraigado a la cultura que algunas prácticas religiosas son ahora prácticas culturales.
Luego está el asunto de llegar tarde [en]. He tenido reuniones en las cuales la gente ha llegado tarde incluso una hora y media después. ¡Imagínense eso! Es difícil lidiar con esto. Pero es parte de la cultura egipcia y están orgullosos de decirlo.
Pero al final del día estas diferencias son las que hacen que la experiencia aquí sea más interesante y alimenten mi autodescubrimiento.

A veces tuiteas acerca de lo que está  prohibido comer en público durante el Ramadán. Y que no puedes decirle al taxista que no escuche la recitación del Corán [en]. ¿Esto también forma parte de las diferencias culturales que existen? ¿Crees que los egipcios aceptan más o menos otras religiones? ¿O algunas tradiciones islámicas llegaron a formar parte de la cultura del país, como la expresión religiosa Inshallah [en] (si Dios quiere), no tienes problemas con ellos si la usas  porque los coptos lo usan también?

Son parte de la diferencia cultural que existe pues definen cómo es la vida aquí. El nivel de aceptación de las diferencias y las diversidades es parte de la gente.
No estoy segura si me pediste que compare este nivel entre Rumania y Egipto. Desafortunadamente en muchas partes del mundo el nivel de aceptación de las personas frente a otras religiones u otro tipo de diferencias no es muy alta.
Según algunos estudios que he leído, los jóvenes en Rumania son bastante racistas con los judíos, los musulmanes y los gitanos. En mi opinión, en Egipto no existe un alto nivel de aceptación tampoco.  Solo el hecho de que no se acepte que las mujeres usen faldas cortas o top sin mangas en las calles dice mucho acerca de la aceptación de la diversidad.
Me he dado cuenta también de la doble moral y la hipocresía especialmente cuando las personas de aquí dicen que los extranjeros que vienen a Egipto deben respetar sus tradiciones y su cultura, pero cuando ellos van al extranjero, no respetan las tradiciones ni la cultura del país a donde van, por el contrario mantienen sus propias tradiciones y esperan que el país extranjero los acepten.

¿Has estado en otros países del Medio Oriente aparte de Egipto? ¿Qué diferencias y similitudes tienen con Egipto y Rumania?

He estado en Líbano antes. Me encantó la mezcla de la cultura arábica con la europea [en] allí, y la diversidad: las mujeres usan tanto velo como faldas cortas, en ambos lugares se venden alcohol y cerdo y en otros no.

Sé que rehusaste dejar Egipto durante la revolución, a pesar que algunos extranjeros tenían miedo de ser atacados por los medios de comunicación y de que los llamasen espías ¿Qué sentiste cuando Mubarak renunció?

Estuve todo el tiempo en Egipto durante la revolución [en] pero sentí la fuerte necesidad de irme cuando las personas estaban divididas en grupos que estaban de acuerdo o no con que Mubarak se quede hasta setiembre y suspendan las protestas.
No me iba a quedar si Mubarak se quedaba, porque no confiaba en que estaría a salvo y además sentía que no iba a ser capaz de aceptar y trabajar con las personas que renunciaban al objetivo principal que era “acabar con el régimen”. Felizmente las protestas continuaron y al final Mubarak renunció.
Me quedé todo ese tiempo en la empresa que está ubicada en el centro de la ciudad durante 18 días, solo salí dos veces [en]: una durante el viernes sangriento cuando me di cuenta que las cosas no estaban bien y rápidamente regresé a casa en 30 minutos para ver por la televisión a los que iban a Tahrir montados en camellos y caballos a atacar (sentí escalofríos). La segunda vez fue durante un día apacible en Tahrir.
Seguí todos los detalles vía Twitter y por la cadena de televisión Al Jazeera, y estando tan cerca a  Tahrir pude experimentar la realidad desde mi balcón también: viendo a los protestantes y la policía recorrer las calles circundantes de arriba a abajo, afectada por los gases lacrimógenos y aterrada por los disparos y las bombas de gas (Un video que grabé desde el balcón).

Mi madre me decía por teléfono que dejara Egipto, cuidara mi salud, durmiera y comiera bien. Yo le aseguraba que estaba bien y que me estaba quedando en la empresa, mientras seguía las noticias online y veía televisión, no habría ningún problema. No me di cuenta hasta que Mubarak renunció y lloré durante media hora [en], que me encontraba bajo mucha presión emocional y estrés durante esos 18 días, así que mi madre tenía razón al decirme que cuidara de mi salud. El llanto fue de felicidad, alivio y de sorpresa al ver a Mubarak finalmente fuera.

Como rumana, fuiste testigo de una revolución similar hace más de 20 años atrás [en]. Y ahora estas viviendo una aquí en Egipto. ¿Podrías por favor comparar las dos revoluciones?

Solo tenía cinco años cuando ocurrió la revolución del 89 en Rumania. No lo estudiamos mucho en la escuela en los años siguientes, al menos hasta el 2003 cuando me gradué de la escuela secundaria. Ellos decían que la verdad acerca del qué o del por qué pasó se daría a conocer 50 años después, cuando ninguna persona se vea afectada directamente con la verdad nunca más.
En Rumania, no existían estas herramientas de comunicación como las que tuvieron los egipcios, la revolución comenzó en el oeste del país con un pequeño incidente en un vecindario y tardó un tiempo en propagarse por todo el país, solo algunas grandes ciudades estuvieron muy involucradas en las protestas, y más de 1,000 personas murieron (no estoy de acuerdo con que les hayan disparado a las personas en ese entonces – la armada o las fuerzas extranjeras).
No soy especialista en política e historia, pero por experiencia propia puedo decir que las dos revoluciones fueron muy diferentes debido a los intereses extranjeros y al comunismo (Rumania cerró sus fronteras, las personas tenían dinero pero no sabían cuánto gastar, tenían que esperar horas en la cola para comprar pan, carne, leche y otros productos, a veces no lo conseguían puesto que se acababan), pero también debido a la dictadura.
La revolución acabó cuando la pareja Ceausescu fue ejecutada por la armada luego de haber tenido un breve juicio y se dio una rápida transición al régimen civil, parecido a Egipto [en]. Es más, los que asumieron el poder fueron excomunistas y duraron muchos años donde hubo altos niveles de corrupción.
Después de 1989, Rumania se transformó bastante con la introducción de la privatización y las inversiones extranjeras. En poco tiempo llegó a convertirse en un país en desarrollo con mucho potencial económico. Se han registrado muchas mejoras desde entonces, menos corrupción por ejemplo, pero ahora Rumania está enfrentando otro tipo de problemas y no se ha alcanzado realmente la democracia.

Como especialista en marketing, ¿qué opinas acerca de la propagación de grafitis en las calles egipcias luego de la revolución? ¿No consideras que es una manera de que los revolucionarios promocionen sus ideas y que los artistas promocionen sus habilidades? ¿Ambas cosas pueden ser aplicadas a aquellos músicos  que solían cantar en Tahrir también?

Admiro a las personas que usan los grafitis para expresar sus ideas revolucionarias y lo veo como un canal de comunicación que compite con un televisor del Estado. ¡Si tan solo pudieramos tener más y más grafitis! Aparte de eso, dan color a las calles y mejoran el aspecto de muchas paredes.
Es más, algunos grafitis son muy artísticos y apreciados, pero no estoy segura si los artistas que lo realizan obtienen algún beneficio fuera de esto.

Jan25 Monopoly
Juego de mesa que usa la revolución egipcia con el fin de vender más

Photo by @lisang

Por otra parte, hemos visto compañías y productoras de medios de comunicación que hacen uso de la revolución para promocionar sus productos y películas ¿Qué te parece eso?

Han usado demasiado la revolución como un tema de marketing. Ha dejado de ser natural, mientras que el grafiti y otras formas de arte se ven siempre auténticas y naturales. Échale un vistazo a lo que puede ser la más vergonzosa capitalización de la revolución egipcia: el monopolio del 25 de enero.

Uno de los temas que se está discutiendo mucho en Egipto es acerca del conflicto palestino-israelí. Sé que tienes tu propia opinión acerca de cómo esto ocupa un parte importante en las discusiones diarias de las personas, estén conectadas o no a la red. Han habido demostraciones en frente de la embajada israeli últimamente, además también el Dr. Norman Finkelstein vino a Egipto justo después de la revolución [en] para dar una conferencia en la universidad americana en El Cairo acerca del mismo tema, de la que no estuviste muy contenta. Puedes por favor contarnos más acerca de esto.

El conflicto palestino-israelí  es un asunto muy importante para todos los humanos, no solo para las partes involucradas, incluyendo a Egipto, ya que el conflicto tiene una mezcla compleja de situaciones donde no se respetan los derechos humanos y no debemos aceptar esto.
Pero lo que más me molesta es darme cuenta de este profundo odio hacia Israel, y el ingenuo apoyo a Palestina sin ser conscientes de que esta situación no es blanco o negro. Antes de preocuparse por los asuntos urgentes que le competen, Egipto se ocupa de esto primero. Es como si trataran de ayudar a alguien más antes de ayudarse a ellos mismos primero.
Los egipcios no pueden ayudar a los palestinos siendo ellos mismos débiles. Yo pienso [en] que es muy inapropiado hablar acerca de Israel en torno al 16 de Mayo cuando la situación de Egipto era bastante problemática como para darle toda nuestra atención, en lugar de dársela a Finkelstein y su discurso en la AUC.
Es interesante también ver como los egipcios decidieron adoptar la idea “Israel es nuestro enemigo”. Creo que existe una línea muy delgada entre apoyar a la causa palestina y ser racista con los israelíes. Creo que muchos de los egipcios que odian Israel, son en realidad racistas también.

La última pregunta, ¿puedes comparar las elecciones parlamentarias que se están llevando a cabo aqui con las que que se llevaron en Rumania justo después de la caída de la dictadura? ¿Consideras que esta bien que las elecciones deban realizarse ahora, o primero se debe hacer alguna sugerencia o una limpieza para asegurar una mejor democracia? ¿Te viste afectada por los vestigios del régimen anterior que entró al parlamento luego que se libraran de su dictador?

En primer lugar, voy a repetir que “teóricamente” Rumania es un país democrático, pero en la práctica, la democracia no ha sido lograda realmente. Desafortunadamente, Rumania ha cambiado muy lentamente en los últimos 20 años, no ha logrado mucho y no se han notado muchas mejoras significativas. Por el contrario, parece que algunas personas se hicieron muy ricas, los políticos fueron corruptos y las corporaciones se beneficiaron de los valiosos recursos de Rumania.
En segundo lugar, desde luego habrán vestigios del antiguo régimen en los nuevos corredores de poder. En Rumania también lo tuvimos.
No estoy segura acerca del proceso electoral en Rumania que se realizó del 89-90, pero es importante que actuemos rápido. En Egipto había una dictadura (de Mubarak) que se cambió por otra (la militar); es bueno ver que los egipcios ¡no se conforman con esto! Esto dice mucho acerca de cómo aceptarán las cosas con el fin de seguir avanzando. Les deseo lo mejor, que tengan un gobierno civil tan pronto como sea posible y que estén pendientes de lo que pueden hacer con el potencial del país. ¡Paz!

Inicia la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor, trata a los demás con respeto. No se aprobarán los comentarios que contengan ofensas, groserías y ataque personales.