¿Ves todos los idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérate más sobre Traducciones Lingua  »

Censuran fotografías de cerdos en Malasia

Sabemos que está prohibido para los musulmanes comer carne de cerdo; pero ¿pueden mirar cerdos?

Una imprenta local en Malasia cree que también es haram (palabra árabe que significa prohibido o sagrado) para los musulmanes ver fotografías de cerdos, por lo que de forma unilateral decidió colocar cuadros negros [en] sobre los hocicos de los cerdos en dos fotos que aparecieron en la edición internacional del New York Times el 22 de enero del 2014.

Las fotografías acompañan al artículo titulado ”En los EE.UU. crece demanda de cerdos criados fuera”.

The controversial 'blacked out' photo that appeared on the Malaysian edition of the New York Times. Photo from website of The Malaysian Insider

 La controversial fotografía ‘oscurecida’ que apareció en la edición malaya del New York Times. Fotografía del sitio web The Malaysian Insider.

El vocero de la KHL Printing Co dijó que dicha empresa acostumbra a ocultar imágenes que son ‘prohibidas’ en el país de mayoría musulmana como por ejemplo: desnudos, fumadores y armas de fuego. Pero el gobierno de Malasia niega [en] que tenga una norma que prohiba la publicación de fotografías de cerdos. El New York Times no tuvo conocimiento acerca de la decisión de colocar cuadros negros en las fotografías de los cerdos. 

Los malayos reaccionaron jocosamante al problema pero la mayoría de ellos estuvieron también consternados. A anak1malaysia le preocupa [en] que los niños en el futuro no van a saber cómo son los cerdos: 

Puedo prever que en un futuro cercano, las personas no sabrán cómo es un cerdo. Y ello puede ser arriesgado si nuestros niños musulmanes inconcientemente consienten un lindo lechoncito porque no han visto uno antes ni en sus textos escolares. 

Shawn Tan piensa que es una consecuencia negativa de la autocensura [en]:

Esta es la cultura de autocensura porque nadie quiere meterse en problemas. Las empresas en particular, intentarán evitar una confusión. Van a lo seguro.

Mediha recordó [en] a la empresa de impresión que no es haram ver cerdos:

No es haram ver cerdos. Solo es haram consumirlo, y se necesita purificarse si lo tocó. Obvio.

Esta no es la primera vez que se colocan cuadros negros en una fotografía en el periódico. Kilgore recordó como a un artículo sobre una ‘protesta de besos’ [eng] en Chile se le proporcionó un trato similar:

Anteriormente, el New York Times elaboró una historia sobre ‘la protesta de besos’ de los estudiantes chilenos. Estas mismas personas censuraron la fotografía pegando cuidadosamente cuadros negros sobre las bocas de miles de estudiantes cuando se besaban al mismo tiempo.
El público malasio se salvó de nuevo. Dinero de los contribuyentes bien invirtido. 

Inicie la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.