¿Ve todos esos idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérate más sobre Traducciones Lingua  »

Rusia: La agencia estatal de noticias RIA Novosti será reestructurada

Vladimir Putin upgrades his media support with a reshuffling that favors Kremlin loyalists. Image mixed by Kevin Rothrock.

Vladimir Putin desea mejorar el apoyo de los medios de comunicación con una reestructuración que favorece a los conservadores del Kremlin. Imagen retocada por Kevin Rothrock.

RIA Novosti, una de las agencias de noticias más importantes y más conocidas de Rusia, no sobrevivirá al invierno. El lunes 9 de diciembre de 2013, los empleados de la agencia de noticias pública despertaron con una nueva orden presidencial para “finiquitar” su organización. Esta noticia no sólo sorprendió al grupo de periodistas y al personal directivo intermedio, sino también a la propia directora de la agencia, Svetlana Mironyuk. Ha salido a la luz un vídeo [ru] de Mironyuk explicando dicha noticia a sus compañeros de profesión. Visiblemente conmovida, en un momento trata de tragarse las lágrimas mientras agradece a sus empleados la labor acometida durante todos estos años. 

El gobierno planea convertir RIA Novosti en “Rossiya Segodnya”. A pesar de que Rossiya Segodnya se traduce como “Rusia Hoy” la organización permanecerá separada de RT (Russia Today, es decir, Rusia Hoy), el canal de televisión en inglés [en] de Rusia, que llevó ese nombre originalmente. El jefe del Estado Mayor de Putin, Sergei Ivanov, dejó claro [en] que “Rusia persigue una política independiente y que defiende sus intereses nacionales. No resulta fácil explicárselo al mundo, pero podemos y debemos hacer esto”. 

La noticia sobre esta reestructuración del canal público fue suficiente para que los liberales pusieran el grito en el cielo ante esta toma de poder por parte del Kremlin. En anuncio de que Rossiya Segodnya estará dirigido por Dmitri Kiselyov, un presentador de noticias partidario acérrimo del Kremlin con una inclinación hacia las conspiraciones anti-Occidente, les reveló lo que más se temían. Kiselyov ha salido en las noticias [en] recientemente a raíz de un comentario en el que afirmaba que el liberalismo sueco ha conllevado una normalización de las relaciones sexuales con los niños de 9 años del país nórdico. Además, Kiselyov ha atraído la ira de la protesta del Euromaidán, el movimiento de protesta ucraniano, por su opinión sesgada a favor del gobierno de Ucrania. Un reportero de su canal de televisión, “Rossiya 1″, fue “premiado” con un Oscar en directo [ru]. El que le hacía entrega del premio explicó: “Para tu canal y para Dmitri Kiselyov. Por sus mentiras y el sinsentido”. 

Tanto los que defienden el cierre de RIA Novosti como los que se oponen a ello consideran que poner punto y final a la agencia ayudará a mitigar las crecientes críticas hacia el gobierno. Como explicaba [ru] a través de Facebook el nacionalista ruso Mikhail Golovanov [ru] a su amigo, el prominente activista [en] Yevgeny Minchenko:

…такие вот непростительные вещи: “Скандал идеологическими «закладками», размещаемыми редакторами РИА в англоязычных текстах, ориентированных на западную аудиторию. Так фраза «The case is widely viewed as a political vendetta by Russia's powerful Prime Minister Vladimir Putin» («…широко рассматривается как политическая вендетта Владимира Путина»), была интегрирована во все статьи с упоминанием дела Ходорковского. В русскоязычных версиях текстов фраза отсутствовала”.

…hubo una serie de cosas imperdonables: [causar] escándalos mediante “notas” ideológicas, añadidas por los editores de RIA en los textos en inglés que iban destinados al público occidental. La frase que aseguraba que “La mayoría percibe este caso como una venganza política del poderoso primer ministro Vladimir Putin” se añadió en todos los artículos que trataban el tema de Khodorkovsky. Por el contrario, en la versión rusa, esta frase se había omitido.

Otros se mostraron más alarmados por el cariz que estaba tomando el desarrollo de los acontecimientos. En un post [ru] para el liberal Ekho Moskvy, Mikhail Solomatin veía el desmantelamiento de RIA Novosti como significativo de una nueva relación entre los medios de comunicación y el Estado:

Закрытие РИА “Новости” и передача нового агентства в руки телеведущего Дмитрия Киселева – показательное событие для нового государственного курса, согласно которому государственные СМИ должны обслуживать исключительно интересы правящей элиты без какой-либо оглядки на объективизм. Если прежде для государственных СМИ, во всяком случае для информагентств, достаточно было сохранять лояльность государству, то теперь у них вовсе отнимают функцию информирования, а велят заниматься пропагандой и только ей.

El cierre del RIA Novosti y el nombramiento del presentador Dmitri Kiselyov es un hecho significativo del nuevo rumbo que ha tomado el Estado, que no busca sino que los medios públicos respondan exclusivamente a los intereses de la élite gobernante sin dejar un resquicio a la objetividad. Si bien antes para los medios públicos, o para cualquier agencia de noticias, bastaba con permanecer leales al estado, ahora se les ha arrebatado la función informativa para sustituirla únicamente con propaganda.

No todo el mundo estaba triste por el fin de RIA Novosti. Yevgeniya Albats, prominente periodista liberal y presentadora de radio en Ekho Moskvy, le dedicó un comentario más jocoso [ru] en su perfil de Facebook:

РИА – все-таки это поразительная история. Директор Агенства, в котором работают тысячи человек и на которое гос-во за 10 лет потратило 1 млрд рублей , из СМИ узнает, что компания ликвидирована. Это зачем так?

De todas formas, la historia de RIA es increíble. La directora de una agencia, donde trabajan miles de personas y donde el gobierno se ha gastado mil millones de rublos en los últimos 10 años, descubre a través de los medios que [su] compañía acaba de ser finiquitada. ¿Por qué pasa eso?

Otro comentario señalaba que Albats había cometido un pequeño error. El gobierno se había gastado mil millones de dólares, no de rublos, en RIA Novosti. La reprimenda que le había dirigido Albats a Mironyuk no fue nada en comparación con la que realizó la antigua diputada de la Duma y activista de izquierda Darya Mitina, que, aunque se mostraba horrorizada por el hecho de que Kiselyov hubiera sido puesto a cargo de Rossiya Segodnya, admitía [ru] que ciertas cosas habían fallado en el funcionamiento de RIA:

РИА в последние годы было огромным, неповоротливым, растерявшим последние остатки профессионализма, крайне неэффективным баблососущим механизмом со странным руководством во главе.

En los últimos años, RIA se había convertido en una enorme trituradora de dinero, inamovible y extremadamente ineficiente. Se le habían arrebatado los últimos vestigios de profesionalidad y tenía una extraña dirección al mando.

La forma precisa que adoptará la nueva “Rossiya Segodnya” es todavía incierta. Las predicciones económicas para Rusia no pintan tan halagüeñas como en años atrás, cuando se consideraba que el país había sorteado más o menos la Crisis Financiera Global. Justo un día después de que el Kremlin anunciara el cese de RIA, el FMI rebajaba las perspectivas de crecimiento de Rusia [en] para 2014. Al Kremlin seguramente nunca le hizo demasiada ilusión financiar una agencia de noticias tan crítica con el gobierno cuando le rebosaban las ganancias producidas por los hidrocarburos. Ahora que las arcas están más vacías todo apunta a que incluso un tenaz conservador como Kiselyov puede acabar dirigiendo una organización de una envergadura mucho menor que la que estaba a cargo de Mironyuk.

Inicie la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.