¿Ves todos los idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérate más sobre Traducciones Lingua  »

Estudiantes movilizan Bengala Occidental contra la deplorable investigación de un abuso sexual

Estudiantes de Jadavpur protestan contra las acciones de la policía en el campus, exigiendo la dimisión del vicecanciller. Imagen de Reporter#47468. Derechos de autor Demotix (20/9/2014)

Estudiantes de Jadavpur protestan contra las acciones de la policía en el campus, exigiendo la dimisión del vicecanciller. Imagen de Reporter#47468. Derechos de autor Demotix (20/9/2014)

El estado indio de Bengala Occidental fue testigo de una revolución en toda regla en #Hokkolorob, el movimiento «Hagamos ruido», que comenzó en setiembre en la universidad de Jadavpur y se extendió como la pólvora por todo el país. La gente empezó a utilizar la expresión «Hok Kolorob» –que es el título de una canción del 2006 del cantante bangladesí Shayan Chowdhury (conocido como Arnob)– como etiqueta en Facebook, Twitter y otros medios sociales.

Captura de pantalla que muestra las ubicaciones donde los usuarios de Twitter han utilizado la etiqueta #hokkolorob. Datos de tweetchup.com

Captura de pantalla que muestra las ubicaciones donde los usuarios de Twitter han utilizado la etiqueta #hokkolorob. Datos de tweetchup.com

El 28 de octubre varios residentes del hostal Old Boy abusaron sexualmente de una estudiante de segundo año en la Universidad de Jadavpur y golpearon a su amigo. El padre de la chica presentó una denuncia ante la policía el 2 de setiembre y envió una carta a las autoridades universitarias el día 3, lo que puso en marcha una investigación interna.

No obstante, se plantearon dudas sobre esta investigación después de que el 5 de ese mismo mes, dos miembros del grupo que la lleva a cabo visitaran la casa de la víctima en Bidhannagar y se negaran a dar sus nombres. Los anónimos investigadores pusieron en tela de juicio el nivel de alcoholemia y la forma en que vestía la chica la noche del ataque, causando que la familia denunciase los hechos ante la policía, calificándolos de «acoso mental».

Fue entonces cuando los estudiantes iniciaron las protestas, exigiendo que la universidad sustituyera a los investigadores que visitaron la casa de la víctima e hicieron semejantes preguntas, y que la facultad crease un nuevo comité externo para investigar lo que sucedió el 28 de agosto.

La tarde del 16 de setiembre, los estudiantes bloquearon varios edificios de la universidad, confinando a algunos funcionarios en sus despachos, entre ellos el vicecanciller Abhijit Chakrabarti. Al fracasar las conversaciones entre estudiantes y administración, el vicecanciller llamó a la policía. En las primeras horas del 17 de setiembre, la policía cargó contra los manifestantes, con un saldo de 36 detenidos y varios estudiantes heridos de gravedad, muchos de los cuales tuvieron que ser hospitalizados. Posteriormente se ha afirmado que hubo activistas del partido Trinamool Chhatra Parishad (la rama estudiantil del partido en el gobierno) ayudando a la policía.

Estudiantes de la universidad de Jadavpur en una marcha de Nandan a Raj Bhavan para protestar contra las cargas policiales en el campus de Jadavpur. También exigen la dimisión del vicecanciller Abijit

Estudiantes de la universidad de Jadavpur en una marcha de Nandan a Raj Bhavan para protestar contra las cargas policiales en el campus de Jadavpur. También exigen la dimisión del vicecanciller Abijit

Varios vídeos del ataque a los estudiantes se filtraron a Internet, y la atención de los medios también amplificó la historia. El incidente provocó una reacción en todo el país, mientras que la etiqueta #HokKolorob se hacía omnipresente en los medios sociales.

La difusión viral de estas protestas y el éxito de los manifestantes en los medios sociales movilizaron a los alumnos de la universidad de Jadavpur por toda la región. Estudiantes de otros centros educativos, así como miembros del público en general, orquestaron una improvisada pero efectiva campaña para expresar su indignación por la forma en que las autoridades han tratado este caso de abuso sexual.

El 20 de setiembre los estudiantes organizaron una marcha en el corazón de la ciudad de Calcuta a la que asistió un número estimado de 100,000 participantes. Prasun publicó fotografías de la protesta en su blog.

Rupam Islam, un rockero de Calcuta, cantó en apoyo de los manifestantes, proporcionando al movimiento lo que se ha convertido en su himno. La canción elogia la determinación del movimiento con las palabras Andoloner Shuru Aacchey, Shesh Nei («Este movimiento tiene un principio, no tiene final»).

También se han celebrado manifestaciones de solidaridad con el movimiento  #hokkolorob en Nueva Delhi (en la universidad JNU, la sede gubernamental Banga Bhavan y el observatorio Jantar Mantar), en los institutos técnicos de Madrás, Bombay y Kharagpur, y en Puducherry, Hyderabad y Bangalore.

El movimiento tuvo su contrapartida el 22 de setiembre, cuando el partido Trinamool Congress organizó una marcha contra los estudiantes que se manifiestan, de los que se burlaron con eslóganes y carteles.

Julia Banerjee escribió:

I write this as a fellow student of Jadavpur who has experienced her friends go through things unspeakable, who cannot unsee what she saw, where people she loves and cares for went through hell in a place that she loves with her being, her college, her university.

Escribo como estudiante de Jadavpur que ha sufrido la experiencia de ver a sus amigos pasar por situaciones indescriptibles, que no puede olvidar lo que vio, donde gente que le importa y ama sufrió un infierno en un lugar que ama con todo su corazón: su facultad, su universidad.

Shuddhabrata Sengupta escribe en Kafilla.org:

Why are the students in Jadavpur, and their friends elsewhere, so angry? [..]

Had the vice chancellor and the university authorities wanted, they could have dealt with the matter with promptness, sensitivity and intelligence. Instead, to please their political masters in the Trinamool Congress Party, they tried to shield the actual reign of thuggery that they preside over in the campus of Jadavpur University. It is the Vice Chancellor, not the students, who need to understand what ‘decorum’ and ‘discipline’ in a university mean.

¿Por qué están tan indignados los estudiantes de Jadavpur y sus amigos de otras partes? […]

Si el vicecanciller y las autoridades de la universidad hubieran querido, habrían tratado este asunto con rapidez, sensatez e inteligencia. En su lugar, para satisfacer a sus amos políticos del partido Trinamool Congress, intentaron proteger el reino de brutalidad que presiden en el campus de la universidad Jadavpur. Es el vicecanciller, y no los estudiantes, quien necesita entender lo que significan «decoro» y «disciplina» en una universidad.

No obstante, el bloguero Agnivo Niyogi opina que la campaña #hokkolorob es poco más que «activismo de etiqueta»:

What amused me the most is the fact that these “rebellious” students were relaying the “state sponsored brutality “live” through FB and Twitter. Delhi-based media, which these days treats FB posts as Gospel truth jumped into the fray and launched into an attack on the WB Govt.

Lo que más me divierte es el hecho de que esos estudiantes «rebeldes» han transmitido la «brutalidad patrocinada por el estado» en vivo a través de Facebook y Twitter. Los medios de Nueva Delhi, que últimamente creen en los comentarios de Facebook como si fueran el evangelio, saltaron a la arena y lanzaron un ataque contra el gobierno regional.

La página de Facebook dedicada a la causa #hokkolorob, que ha desempeñado un importante papel en la organización del movimiento, tiene más de 54 000 seguidores. Pero la popularidad del grupo también ha atraído el escrutinio de la policía, así como de la propia víctima de los abusos sexuales ocurridos en Jadavpur. Según los informes, la joven presentó el mes pasado una denuncia ante la policía de Lalbazar contra los intentos vistos en Facebook de «difamar su imagen». Además, su padre ya no exige la dimisión del vicecanciller Chakrabarti, e incluso pide a los estudiantes que «vuelvan a clase».

¿Se está convirtiendo #hokkolorob en una causa perdida? Avishek escribe:

There is a lot to overcome, it seems. Exactly why police get away with brutal assaults on students and manhandling girls while #HokKolorob-ers get arrested for painting banners remains unknown.

Kolkata probably cares. She probably does not, despite having witnessed 1905, 1946, and 1971. She goes on nevertheless in sensuous meanders from Laboni to Maddox Square and beyond. She had cried her heart out the day #HokKolorob took centrestage on September 20.

Some day she will join in the march to overcome as well. Some day she will respond to #HokKolorob.

Parece que hay mucho por corregir. En concreto, el que la policía salga impune de los asaltos brutales a los estudiantes y del maltrato a chicas mientras los defensores de la campaña #HokKolorob son arrestados por pintar carteles sigue sin explicación.

Probablemente, a Calcuta le importa. Probablemente no, a pesar de lo que vio en 1905, 1946 y 1971. Aún así, sigue fluyendo en sinuosos meandros de Laboni a la plaza Maddox y más allá. Gritó hasta quedar afónica el día que #HokKolorob se hizo con el protagonismo el 20 de setiembre.

Algún día se unirá a la marcha para vencer también. Algún día responderá a #HokKolorob.

Inicie la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.