Enfrentar la “hostilidad hacia las vacunas” en Japón

The New Normal is life with Covid-19

“La nueva normalidad es la vida con COVID-19″ de MIKI Yoshihito en Flickr (CC BY 2.0).

Tras un lento comienzo, los esfuerzos de vacunación contra COVID-19 de Japón han cobrado fuerza. A principios de junio, se vacunaba a un promedio de 500 000 personas al día. Tres semanas después, el 24 de junio, el número de vacunas había aumentado a cerca de un millón de personas al día. Sin embargo, a pesar de que se invita a grupos cada vez más jóvenes a registrarse para recibir la primera dosis de la vacuna, pequeños pero intensos focos de “hostilidad a la vacuna” están difundiendo información equivocada y hasta amenazas de violencia contra los esfuerzos de vacunación.

En general, según una reciente encuesta de FNN, cerca del 70 % de japoneses dicen que quieren vacunarse o que ya se han vacunado. Casi el 20 % de los encuestados por FNN dijeron que les preocupaba la vacuna, mientras que un 10 % dijeron que se negaban a vacunarse. La oposición o las reticencias a las vacunas eran más frecuentes entre personas de 20 y 30 años.

Según una reciente encuesta del servicio de noticias Jiji, la renuencia a las vacunas puede convertirse en una rotunda “hostilidad a las vacunas” (ワクチン敵視), que se ha convertido en un problema serio, especialmente en las plataformas de las redes sociales.

Municipios de todo Japón han informado haber recibido amenazas de muerte cuando anunciaron programas de vacunación, especialmente para los adolescentes. Normalmente, las llamadas telefónicas y los correos electrónicos abusivos también afirman erróneamente que la vacuna COVID-19 supone más peligro para los adolescentes que el propio virus. Al parecer, los grupos antivacunas utilizan Facebook para organizar y coordinar sus esfuerzos en todo el país.

En Japón, desde el comienzo de la pandemia, se han difundido en línea información equivocada y mentiras. En la primera mitad de 2021 y el comienzo de la vacunación masiva, algunos memes comunes contra la vacunación afirmaron que “las vacunas COVID-19 cambian la estructura genética humana“, “la vacuna de Pfizer provoca infertilidad” y que la vacuna “hace que el cuerpo se vuelva magnético ante de ondas de radio 5G”.

Plataformas sociales como Facebook, Twitter y YouTube han trabajado para bloquear o eliminar la información inexacta sobre COVID-19 y lo han logrado de alguna manera. Las redes sociales también han ayudado a los expertos médicos de Japón a dar directamente información precisa sobre el COVID-19 y las vacunas.

Dicho esto, la información equivocada se difunde fácilmente en línea.

El 13 de junio, un usuario japonés de Twitter se dio cuenta de que el libro mejor clasificado en la página Amazon en japonés era uno que atacaba la seguridad de las vacunas contra COVID-19 (el segundo más vendido en Amazon al 13 de junio era la reserva de un próximo libro, no relacionado con COVID-19 ni con las vacunas, sobre la vida después de la muerte del gurú de la Nueva Era y bloguero Ise Hakusando)

¿Es un libro antivacunas el número uno en Amazon ene este momento? Te hace pensar.
—-
Amazon debería asumir la responsabilidad de haber matado potencialmente a muchos japoneses por mostrar libros antivacunas como los más vendidos en Japón. Esto es un acto de terrorismo contra la salud pública en Japón y no se debe pasar por alto. Amazon. Conspiración contra las vacunas.

Promocionado como un “diálogo” con el conocido activista antivacunas estadounidense Robert Kennedy Jr, en inglés, el título del libro (医師が教える新型コロナワクチンの正体 本当は怖くない新型コロナウイルスと本当に怖い新型コロナワクチン) se traduce como “Un médico expone la verdad sobre las vacunas contra COVID-19: El inofensivo COVID-19 frente a una vacuna verdaderamente espantosa”.

El libro es de Utsumi Satorumédico y “escéptico de la ciencia” y de las vacunas que publica en su canal de YouTube “Cómo evitar ser engañado por la Gran Mentira que es la medicina” y otros temas, con 86 000 seguidores. Además, Utsumi tiene 162 000 seguidores en Facebook, red en la que publica sobre las vacunas y gestiona más grupos afiliados de Facebook dedicados a debatir sobre vacunas y temas de salud, y a coordinar las actividades de decenas de miles de personas que dudan de las vacunas en todo Japón.

Algunos líderes políticos japoneses se están esforzando por combatir la información equivocada sobre las vacunas contra COVID-19. Kono Taro, el pintoresco ministro responsable de la campaña de vacunación en Japón, ha identificado frecuente y públicamente lasa mentiras como un problema durante la pandemia.

Durante una entrevista emitida el 20 de junio de 2021, Kono Taro, ministro responsable de la campaña de vacunación, dijo: “Dicen que te volverás estéril si te inyectas la vacuna, pero todo es un engaño”. Kono enfatizó entonces: “Tenemos que explicar que, científicamente, eso no existe”.
————-
Taro Kono parece ser la única persona en el Gobierno de Japón a la que puedo ver enfrentarse y calificando de mentira los rumores específicos de la conspiración antivacunas (como que las vacunas “esterilizan” a la gente).

En un artículo de blog publicado el 24 de junio, Kono afirmó que la información equivocada difundida en línea puede ser el resultado del esfuerzo de Gobiernos extranjeros:

EUの対外行動庁(EUの外務省にあたる)が4月に公表した報告書によれば、中国やロシアが、ファイザーやモデルナのmRNAワクチンの信頼性を傷つけるような情報発信をソーシャルメディアなどを使って複数の言語で行っています。

Según un informe publicado en abril por la Agencia de Asuntos Exteriores de la Unión Europea [Servicio Europeo de Acción Exterior (SEAE)], China y Rusia utilizan las redes sociales y otros métodos para difundir información destinada a dañar la credibilidad de las vacunas de Pfizer y Moderna.

En su artículo de blog, Kono se lamenta de “profesionales médicos autorizados” que difunde información equivocada, y procede a desmentir una por una las varias mentiras sobre la vacuna contra el COVID-19.

En respuesta a la afirmación de que todos los gatos utilizados en las pruebas de la vacuna contra COVID-19 han muerto, Kono afirma:

現に、ファイザー社のワクチンの研究でネコが使用されたことはありません。

En realidad, nunca se han utilizado gatos en la investigación de vacunas de Pfizer.

Si bien algunos observadores sugieren que la ansiedad, las dudas y la confusión sobre la pandemia pueden ser en parte responsables de las dudas sobre las vacunas, en un artículo que explora la “hostilidad hacia las vacunas” en Japón, el académico dice que es importante evitar mofarse o marginar a esas personas:

ワクチンへの不安や警戒感だけでなく、そうした気持ちを理解されない『疎外感』がある」と分析。「接種を受けたい人も受けたくない人も、互いの判断を尊重し合うべきだ」と訴える。

“Cuando el sentir de incertidumbre [sobre la seguridad de las vacunas] y el proceder con un sentido de precaución no los reconoce y acomoda [la sociedad en general], se desarrollará un sentimiento [de] marginación”, dijo un experto. “Quienes quieren vacunarse y quienes no quieren deben respetarse mutuamente”.

La fuente, Tsuchida Shoji, profesor de psicología y comunicación de riesgos en la Universidad de Kansai, dice que la marginación puede llevar a problemas sociales más profundos, ya que los grupos más extremos acogen a quienes dudan de las vacunas:

「『ワクチン反対派はおかしい』などと安易にラベリング(レッテル貼り)して突き放すことは、事態をさらに悪化させる」と危惧。「社会が不安に寄り添わず、親身に話を聞いてくれるのはカルト集団や陰謀論者だけ、という状況は非常に危険だ」

Etiquetar y condenar al ostracismo [a quienes se oponen a las vacunas], como decir que ‘quienes se oponen a las vacunas son extraños’, empeora aún más las cosas. Es muy peligroso para la sociedad que los únicos que escuchen y se comprometan con esas personas sean las sectas y los teóricos de la conspiración.

Inicia la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor, trata a los demás con respeto. No se aprobarán los comentarios que contengan ofensas, groserías y ataque personales.