¿Ve todos esos idiomas arriba? Traducimos las historias de Global Voices para que los medios ciudadanos del mundo estén disponibles para todos.

Entérate más sobre Traducciones Lingua  »

Netizen Report: ¿'Amenaza terrorista’ o expresión política? Ataques a los medios sociales tras los atendados de París

Demonstrators in San Francisco, USA show solidarity with protesters in Egypt, February 2011. Photo by Steve Rhodes (CC BY-NC-ND 2.0)

Manifestantes en San Francisco, EE. UU. muestran solidaridad con los manifestantes de Egipto en febrero de 2011. Fotografía de Steve Rhodes (CC BY-NC-ND 2.0).

El Netizen Report de Global Voices Advocacy ofrece una instantánea internacional de los retos, victorias y nuevas tendencias en materia de derechos de internet en todo el mundo.

Aunque el espectro de ISIS no es nada nuevo para buena parte de la región árabe, los ataques de noviembre en París y Beirut han dado un carácter más urgente a los continuos debates mundiales sobre el extremismo violento. Como en otras ocasiones, los gobiernos han hecho blanco en los medios sociales, intentando suprimir las actividades en línea de organizaciones extremistas, pero también de activistas políticos no violentos.

Las autoridades sauditas han amenazado con demandar a cualquiera que compare en las redes sociales el sistema penal del reino productor de petróleo con el de ISIS. Esto llega justo después de la condena a muerte dictada contra el poeta y artista Ashraf Fayadh el mes pasado. La sentencia fue ampliamente criticada, y muchos recurrieron a los medios sociales para comparar el código penal y los castigos de Arabia Saudita con los de ISIS. Utilizando la etiqueta #sosuemesaudi, los críticos señalaron varios paralelismos entre las dos entidades, incluyendo dictar condenas a muerte contra individuos declarados culpables de adulterio, traición, blasfemia y actos de homosexualidad.

Mientras tanto, Oleg Novozhenin, usuario ruso de los medios sociales, fue condenado a un año en una colonia penitenciaria cuando un tribunal municipal lo declaró culpable de distribuir “materiales extremistas” en las redes sociales. Los medios locales informaron que Novozhenin había publicado archivos “promoviendo las actividades” del partido nacionalista ucraniano “Sector de Derecha”, que actualmente se encuentra prohibido en Rusia.

Y en Bangladesh, las autoridades mantienen la prohibición de Facebook, Viber, WhatsApp y varias otras aplicaciones de mensajería social que comenzó el 18 de noviembre. La prohibición se estableció por “razones de seguridad”, anticipándose a una sentencia del Tribunal Supremo que ratificaba las condenas a muerte de dos figuras políticas declaradas culpables de genocidio y violación durante la guerra de independencia de Bangladesh con Pakistán en 1971. Los partidarios políticos de los acusados, algunos de los cuales pertenecen a grupos extremistas violentos, habían amenazado con disturbios públicos en respuesta a las condenas. Cuando los ciudadanos recurrieron a VPNs, servidores proxy y herramientas como el navegador Tor para acceder a las plataformas sociales, la ministra de Correos y Telecomunicaciones Tarana Halim condenó publicamente estas actividades como “ilegales”. Los usuarios han informado que sus proveedores de telecomunicaciones les han advertido de una mayor vigilancia del uso de este tipo de herramientas.

También se ha pedido a expertos en tecnología y criptógrafos de todo el mundo que cambien sus sistemas en un esfuerzo por detener o controlar las actividades en línea de grupos extremistas violentos. En una entrada de blog reciente, el desarrollador libanés Nadim Kobessi, más conocido como principal desarrollador del programa de chat cifrado Cryptocat, reflexionaba sobre estas cuestiones surgidas tanto de agentes estatales como de los medios de comunicación:

A simple mention of my encryption software in an Arabic-speaking forum is enough to put me on the receiving end of press inquiries such as “are you aware of any terrorists using your software? Do you feel it’s your responsibility to monitor terrorist activity?”

In this rush to blame a field that is largely unknowable to the public and therefore at once alluring and terrifying, little attention has been paid to facts: The Paris terrorists did not use encryption, but coordinated over SMS, one of the easiest to monitor methods of digital communication. They were still not caught, indicating a failure in human intelligence and not in a capacity for digital surveillance.

La simple mención de mi software de cifrado en un foro en árabe es suficiente para convertirme en blanco de preguntas de la prensa, como “¿Sabe si algún grupo terrorista utiliza su software? ¿Cree que es su responsabilidad vigilar las actividades terroristas?”

En este afán por culpar a un sector que es en gran parte desconocido para el público y, por tanto, fascinante y aterrador en igual medida, se ha prestado poca atención a los hechos: los terroristas de París no utilizaron el cifrado, sino que se coordinaron vía SMS, uno de los métodos de comunicación digital más fáciles de controlar.

China desconecta el servicio de telefonía móvil para las minorías étnicas

Los usuarios de tecnologías de elusión en la provincia de Xinjiang de China podrían ver sus cuentas de telefonía móvil cerradas, y varios usuarios afectados informaron que recibieron mensajes de texto que decían: “Debido a una notificación de la policía, desconectaremos su número de teléfono móvil en los próximas dos horas, de conformidad con la ley”. Según el New York Times, se han visto afectados los individuos que utilizan VPNs, software extranjero de mensajería como WhatsApp o Telegram, o que no han proporcionado identificación en sus cuentas. Xinjiang, una provincia al oeste de China, ha servido con frecuencia como campo de pruebas para las prácticas estatales de censura y vigilancia. Anteriormente, el gobierno ha desconectado los servicios de Internet en Xinjiang tras períodos de violencia entre la minoría étnica uigur y la mayoría china han.

Indonesia tiene problemas para definir la incitación al odio

La policía indonesia publicó nuevas recomendaciones para la gestión de la incitación al odio, haciendo referencia al código penal de un modo que algunos temen podría representar una amenaza a la libertad de expresión. Según el inspector general Anton Charliyan, jefe de la División de Relaciones Públicas de la Policía Nacional: “No podemos permitir que se utilice indebidamente y se abuse de estas nuevas tecnologías y herramientas digitales”. El grupo de asistencia jurídica LBH Pers respondió: “La aplicación de esta normativa podría resultar en detenciones ilegales… es preferible separar la difamación de la incitación al odio, para que los policías no acaben abusando de su autoridad”.

Rusia endurece las restricciones a las tarjetas SIM

Rusia podría hacer la compra de una tarjeta SIM aún más difícil. En la actualidad la compra anónima de tarjetas SIM ya es ilegal. Citando una “creciente amenaza terrorista”, las autoridades podrían limitar el periodo de los contratos de servicios móviles para extranjeros en Rusia, vinculando la capacidad de extender los contratos de servicios a la documentación que confirma que pueden prolongar su estancia en el país. Las agencias policiales buscan mayores restricciones en la venta de servicios de telefonía móvil de prepago que no exigen la firma de un contrato con un proveedor de servicios móviles.

Google sale en defensa del uso justo

Google anunció planes de prestar asistencia jurídica a varios vídeos de YouTube que fueron eliminados por reclamaciones sobre infracciones de derechos de autor bajo la DMCA, en lo que la compañía llama un intento por “proteger algunos de los mejores ejemplos del uso justo en YouTube”. Esperan desarrollar un “vídeo demostrativo” para el sitio que ayude a los usuarios y propietarios de derechos de autor a comprender mejor qué significa el uso justo en línea. Actualmente, YouTube utiliza un sistema digital de identificación denominado ContentID, que identifica los contenidos infractores en el sitio, escaneando y eliminando automáticamente los archivos que los propietarios de contenidos envían al sitio web, pero no está claro si este sistema se vería afectado por la medida.

Nuevas investigaciones

Ellery Roberts Biddle, Sam Kellogg, Weiping Li, Hae-in Lim y Sarah Myers West colaboraron con este informe.

Suscríbase al Netizen Report por correo electrónico.

Inicie la conversación

Autores, por favor Conectarse »

Guías

  • Por favor trate a los demás con respeto. Comentarios conteniendo ofensas, obscenidades y ataque personales no serán aprobados.